35 siglos de historia, diversos hitos científicos y culturales, impresionantes ruinas y una mística que aún perdura en la tradición de diversos pueblos del norte y el centro del continente americano. Los mayas son una de las civilizaciones más fascinantes de la historia humana, no solo por lo que sabemos de ella, sino también por los grandes enigmas que la rodean, especialmente en relación al conocido como colapso maya del periodo Clásico. A continuación, repasamos brevemente la historia maya, sus grandes hallazgos y los mejores lugares donde descubrir la cultura maya.  

Los mayas, el corazón de América 

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Palenque. Fuente: Unsplash

Buena parte de los historiadores coinciden en que la cultura maya se comienza a configurar en torno al 2000 a.C. cuando un hecho fundamental cambia la vida de los pueblos mesoamericanos: el desarrollo de la agricultura favorece el sedentarismo y la aparición de los primeros asentamientos permanentes. Esta circunstancia va modificando las estructuras económicas, sociales y culturales de estos pueblos configurándose la cultura maya que dominará Centroamérica durante muchos siglos. 

Esta civilización se extendió aproximadamente por los actuales estados mexicanos de Yucatán, Campeche, Chiapas, Tabasco, además de Guatemala, Belice y la parte occidental de El Salvador y Honduras ocupando en torno a 300.000 km². No obstante, su influencia se dejó sentir tanto al norte como al sur de este territorio. 


Históricamente, la civilización maya se divide en cuatro periodos esenciales. El periodo Preclásico en el que se va consolidando la cultura maya y que abarca desde el 2000 a.C. hasta el 250 d.C., el periodo Clásico que alcanza el 950 d.C., el Posclásico que llega hasta el desembarco de los españoles, y el denominado periodo de Conquista o Contacto con los europeos hasta finales del siglo XVII. 

Uno de los grandes debates en torno a la cultura maya es el referido colapso del periodo Clásico que ha hecho correr ríos de tinta entre historiadores. Los testimonios arqueológicos confirman que desde el siglo IV se produce un abandono de las ciudades que pudieron seguir a grandes cambios políticos y sociales como el fin de las dinastías.  

La teoría más defendida para explicar esta repentina transformación en una civilización tan brillante es una concatenación de causas que irían de una endémica guerra civil, a una gran sequía además de la superpoblación que podría haber agotado los recursos agrícolas disponibles. Sea como fuere, la cultura maya marcó la historia de la América Central precolombina convirtiéndose en el corazón del continente. 

Los grandes hitos de la cultura maya 

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Fuente: Wikipedia

Una vez que los mayas aseguraron su sustento gracias al progreso de la agricultura pudieron abordar con más profundidad otros conocimientos alcanzando con el paso del tiempo un sorprendente grado de sofisticación. 

El calendario maya 

Tal vez el hallazgo más popular de la cultura maya a lo largo de su historia sea su calendario, más exacto del que se usaba por entonces en Europa. Su devoción por la observación del cielo y los movimientos de los astros los llevó a diseñar un mecanismo casi perfecto para medir el tiempo llegando a medir la duración del año solar con más precisión que el calendario gregoriano

El cero de los mayas 

Los mayas idearon un sistema de numeración vigesimal de base 20 y de raíz mixta similar al de otras civilizaciones mesoamericanas pero con un elemento nuevo: la aparición del cero. Se dice que los mayas añadieron el cero en el Preclásico Tardío pudiendo ser la aparición más temprana del cero explícito en la historia de la humanidad: el cero de la estela maya 18 de Uaxactún, fechada en el 357 d.C. sería la representación del cero más antigua de la historia. 

La anestesia de los mayas 

Aunque estrechamente vinculada a conceptos místicos y religiosos, lo cierto es que la medicina maya también sorprendió a los europeos tras su desembarco en América. Se dice que el propio Hernán Cortés confiaba más en los médicos indígenas que en los españoles. Los primeros ensayos con anestesia se dieron en esta civilización mucho antes de que se consolidara al otro lado del Atlántico. 

La escritura maya 

El sistema de escritura de los mayas es otro de los grandes hallazgos (y misterios) de esta civilización. Buena parte de los historiadores parecen coincidir en que se trata del sistema de escritura más sofisticado de las civilizaciones mesoamericanas. No sería hasta mediados del siglo XX cuando el ruso Yuri Knórozov descifraría esta sorprendente escritura a base de bloques de glifos. Los códices mayas que sobrevivieron a la destrucción de la Inquisición española se conservan en diferentes lugares del mundo como Madrid o la propia Ciudad de México. 

La arquitectura maya 

La pirámide de Kukulkán en Chichén Itzá es uno de los grandes hitos simbólicos de la cultura maya pero tan solo es un ejemplo de la compleja arquitectura de esta civilización que abarcaba desde los propios templos, a palacios, acrópolis, observatorios, campos de juegos o complejas tramas urbanas. 

Los mejores lugares para descubrir la cultura maya 

Y qué mejor manera de descubrir la cultura maya que visitando algunos de los sitios más relevantes de su historia, un viaje que nos llevará del sur de México a Belice, y de Guatemala a El Salvador. 

Chichén Itzá (México) 

Templo de Kukulkán
Fuente: Pixabay/healthmaps

Se trata de una de las zonas arqueológicas más visitadas del mundo, el gran símbolo mexicano de la cultura maya y un verdadero filón turístico. Y es que su relativa cercanía a Cancún y otras zonas turísticas de la península del Yucatán lo convierten en un imán para viajeros. Pero México cuenta con diversos puntos donde profundizar en la cultura de maya además de este gran símbolo: Tulum, Uxmal, Palenque, Mayapán, Cobá… 

Joya de Cerén (El Salvador)  

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Fuente: Wikipedia

Declarada como patrimonio de la humanidad por la Unesco desde 1993 y conocida popularmente como la ‘Pompeya de América’, la Joya de Cerén de El Salvador es un testimonio de la evolución de la cultura maya en el periodo de colapso de esta civilización permitiendo conocer la vida cotidiana de un pueblo maya agricultor.  

El Caracol (Belice) 

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Fuente: Wikipedia

La zona arqueológica conocida popularmente como El Caracol cuenta con una estructura que roza los 50 metros de altura y que debió ser uno de los templos más importantes de la cultura maya en el territorio de la actual Belice. Su observatorio astronómico es otro de los testimonios de la importancia que adquirió esta ciencia dentro de la cultura maya. 

Tikal (Guatemala) 

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Fuente: Unsplash

Situado en el municipio de Flores, en el departamento de Petén, Tikal es una joya incontestable de la historia maya en Guatemala destacando hitos como el Templo IV o templo de la Serpiente Bicéfala, uno de los símbolos de un centro urbano maya que alcanzó su apogeo en el Periodo Clásico. 

Copán (Honduras) 

Descubriendo la cultura maya
Descubriendo la cultura maya. Fuente: Wikipedia

Y terminamos este breve recorrido por algunos de los lugares más significativos de la cultura maya en Honduras para visitar Copán, la capital de un importante reino del periodo Clásico. Al conjunto principal que representa el núcleo de la ciudad hay que sumar el recinto de juego de pelota, la escalinata de jeroglíficos o el conjunto del cementerio. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here