5/5 - (144 votos)

Un recorrido por Roma no estaría del todo completo sin un paseo por alguno de los famosos mercados y mercadillas que salpican la capital italiana. Los hay de todo y para todos, instalados en coquetas plazoletas o en calles abarrotadas. Tienes para elegir desde magníficos mercados de abastos, donde adquirir alimentos y productos locales, hasta aquellos donde encontrar los objetos más curiosos que puedas imaginar.

Los mercados son parte de la esencia de Roma. Antigüedades, originales souvenirs, productos gourmets, moda, artesanía, artículos vintage… elige el que prefieras y déjate llevar por el particular encanto de esos puestos, alegres, coloridos y bulliciosos, donde el regateo nunca está de más y donde pasar un rato único, compres o no compres, porque eso es lo de menos, ¿Con cuál te quedas?

Campo dei Fiori

Campo dei Fiori

El Mercato de Campo dei Fiori es uno de los más conocidos y populares de Roma, muy frecuentado por turistas, pero no por ello con menos encanto. Se encuentra en la céntrica plaza del mismo nombre, muy cerca de la bellísima Piazza Navona y funciona todas las mañanas excepto los domingos.

Rodeada de edificios neoclásicos y presidida por la estatua de Giordano Bruno, en la emblemática plaza el mercado ocupa el lugar de un antiguo campo de flores del que toma el nombre, siendo uno de los más antiguos de Roma.

En él, los distintos puestos alternan productos locales: frutas, verduras, pasta… con un sinfín de objetos de todo tipo, sobre todo los clásicos souvenirs a los que resulta difícil resistirse. Aquí el regateo no puede faltar.

Porta Portese

Porta Portese

Porta Portese es uno de los mercados romanos más interesantes y divertidos de recorrer porque aquí se pueden encontrar los artículos más curiosos que puedas imaginar, desde valiosas antigüedades hasta piezas de bisutería o lo más variados objetos vintage de mayor o menor valor.

Es un mercadillo en el que da gusto perderse y en el que el tiempo vuela curioseando entre los originales puestos. Hay ropa y objetos nuevos y también de segunda mano, por lo que, encontrar buenas ofertas es posible con buen ojo y algo de paciencia. Libros, discos, bolsos, juguetes… de todo. Se instala los domingos en la Piazza Porta Portese, cerca del barrio de Trastevere, también de visita obligada.

Borghetto Flaminio

Borghetto Flaminio

Este es uno de los mercadillos más peculiares de Roma en el que los amantes de la moda italiana se sentirán como pez en el agua. Aquí la ropa y los complementos, sobre todo de segunda mano, son protagonistas absolutos, pero, además, se trata de prendas de moda de prestigiosas firmas. Gucci, Prada, Versace… en Borghetto Flaminio puedes encontrar bolsos, abrigos, zapatos y otras prendas exclusivas a precios más asequibles que en una lujosa boutique.

Además, también puedes intentar regatear para llevarte alguna exclusiva pieza de artesanía, una bonita joya o algún pequeño mueble.  El mercado se instala los domingos por la mañana en la Vía Flaminia, cerca de la plaza del Poppolo.

Mercado Triunfale

Mercado Triunfale

Muy cerca del Vaticano, en el barrio de Prati, se encuentra este mercado cubierto, considerado por muchos uno de los mejores si de lo que se trata es de comprar alimentos y otros productos frescos, para comer o elaborar platos realmente italianos. En sus más de 300 puestos, perfectamente organizados por tipo de alimentos, se puede adquirir una amplísima variedad de: quesos, aceites, vinos, pasta fresca, embutidos tradicionales, carnes o pescados.

Es uno de los mercados de alimentación más grandes de Roma y recorrerlo permite no solo comprar a buen precio, sino también degustar muchos de los productos expuestos. Se encuentra en la Vía la Goletta, en una zona muy animada, rodeado de restaurantes y pizzerías. Los domingos está cerrado.

Ponte Milvio

Silver and Porcelain Tea Set in a street market

En Ponte Milvio, uno de los puentes más famosos de Roma que cruza el río Tíber, se encuentra uno de los mercadillos de antigüedades más interesantes de la ciudad. Los variados puestos se instalan a lo largo del también conocido como puente de los candados, porque ahí dejaban los enamorados los candados como símbolo de su amor hasta que esta práctica quedó prohibida.

El mercado se celebra el segundo y cuarto domingo del mes y es el lugar perfecto para encontrar un sinfín de pequeños tesoros. Esculturas, muebles, relojes y juguetes antiguos, espléndidos espejos, cuadros algunos realmente valiosos y otros, simples copias, objetos de decoración… en un agradable paseo, contemplando el río, es posible descubrir los objetos más curiosos.

Mercato delle Stampe

Es otro de los más importantes mercados de Roma, favorito de coleccionista y amantes de la filatelia. Los distintos puestos que lo forman abren a diario en la Piazza Borghese y ofrecen ante todo antigüedades de todo tipo, desde los imprescindibles sellos, hasta obras de arte, bocetos, monedas, grabados, fotografías o incluso joyas.

Mercado Central

Mercado Central

El Mercato Centrale de Roma es parada obligada para los paladares más exquisitos, ya que no es solo uno de los principales mercados de abastos de la ciudad, donde encontrar productos frescos de todo tipo, sino, además, toda una referencia culinaria con cientos de puestos donde poder saborear un sinfín de propuestas gastronómicas.

En su primera planta se encuentra el famoso restaurante La Tavola y en el resto, puedes encontrar cuidados puestos tradicionales de frutas, verduras o embutidos, junto a otros dedicados a ofrecer cocina para todos los gustos incluida la más vanguardista. El mercado abre a diario y se encuentra muy cerca de la conocida estación Termini, en Vía Giovanni Giolitti.

Monti

Por su originalidad, variedad y calidad de los productos y objetos que se pueden encontrar en él, el mercado de Monti es uno de los que merece la pena descubrir en una visita a Roma. La moda y la artesanía son protagonistas en este urban market cubierto que engloba distintos espacios donde se exponen artículos de lo más diverso.

En el recorrido, sorprende el contraste entre lo vintage y las propuestas de moda más modernas incluso transgresoras. El diseño y la calidad en materiales y producción destacan en todo aquello que puedes encontrar en este mercado, donde muchos jóvenes artistas y diseñadores ponen a la venta sus creaciones. Desde una cartera o un cinturón, hasta elegantes piezas de bisutería o algún detalle decorativo perfecto para regalar. El Mercato Monti se ubica muy cerca del famoso Coliseo (Leonina 46) y es un magnífico ejemplo de la fusión entre pasado, presente  futuro, tan propia de la eterna Roma.

  • Etiquetas
  • compras en Roma
  • mercados de Roma
  • Roma
DEJA UNA RESPUESTA
Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí