El Expreso de la Robla es una propuesta turística solo apta para los amantes de los trenes antiguos, la naturaleza, y los pueblos con encanto. Una experiencia única a bordo de un tren de principios del siglo XX. Que cuenta con todas las comodidades de un hotel. Una forma de recorrer el norte de España de una forma distinta. Disfrutando de un itinerario entre León y Bilbao que te permitirá ver pueblos espectaculares. Y una naturaleza de infarto. Nosotros ya hemos sacado nuestro billete, ¿nos acompañas?

Qué es el Expreso de la Robla

Expreso de la Robla

El Expreso de la Robla es un impresionante tren de inicios del siglo XX. Totalmente restaurado que conserva su esencia hasta el más mínimo detalle. Si bien, actualizado para convertirse en todo un hotel rodante de lujo. Cuenta con varios vagones. Siendo, tres de ellos, salones climatizados en los que disfrutarás de atención durante las 24 horas del día. En ellos, además de disfrutar del delicioso desayuno buffete que sirven por las mañanas, podrás leer, disfrutar del paisaje, tomar una copa, etc.

Y encontrarás a tu disposición la prensa del día, revistas de actualidad, una pequeña biblioteca y videoteca y televisión. De otro lado, cuenta con cuatro coches-cama. En los que existen siete compartimentos de cama en cada uno. Encontrarás una gran diversidad de habitaciones. Con literas, armarios, climatización independiente. Baño completo con ducha hidromasaje. Y secador de pelo. Para que tengas todo lo que necesitas en tu viaje.


El itinerario que podrás disfrutar en tu viaje

Expreso de la Robla

Como ya hemos comentado el itinerario elegido por este impresionante tren es la zona que va desde León a Bilbao. O viceversa. Al cual se le ha llamado itinerario La Robla. Pues este tren cuenta con otra variable de viaje que va desde Oviedo a Bilbao y al cual se le ha bautizado con el nombre de Paraíso Verde. Así el Expreso de la Robla tiene una duración de 3 días y 2 noches. Y solo por el lujo de ir en un tren de estas características ya merece la pena.

Es una de las mejores formas de conocer varios pueblos que se encuentran entre los puntos de partida y de llegada. Pero también supone uno de los mejores medios para disfrutar del camino. De los paisajes de las distintas regiones españolas. De la sensación del vaivén del tren. Y de disfrutar de años de historia española. En cada una de las paradas podrás realizar interesantes excursiones y degustar la gastronomía de la zona. Pero es una ruta que en 2020 solo podrás hacer en julio o en septiembre. Puedes optar por iniciar tu ruta en Bilbao o en León. Y en ella visitarás:

Día 1: Bilbao-Espinosa de los Monteros

Estación La Concordia, Bilbao. Fuente: Wikipedia

Si optas por empezar tu viaje en Bilbao tendrás que estar en la Estación de La Concordia de esta preciosa ciudad a las 14.00 horas. Pues es el momento en el que se procede a recoger el equipaje. Una recogida que termina a las 15.00 pero te recomendamos que vayas pronto y que te deleites con el bonito edificio de la estación.

Se trata de un edificio que data de inicios de finales del siglo XIX principios del XX. Y es ejemplo de la arquitectura del movimiento modernista. También es conocida como la Estación de Santander. Porque tras su inauguración supuso una de las mejores formas para viajar a dicha ciudad. A las 15.00 el personal del tren La Robla os recibirá y os ayudará a acomodaros dentro del tren.

Y comenzará el maravilloso viaje rumbo a Sotoscueva. Para realizar la primera excursión que incluye este viaje en tren. Se trata de una visita al complejo kárstico de Ojo Guareña. Que cuenta con unos 110 kilómetros de galerías y que desde 1996 está declarado Monumento Natural. Desde allí, la ruta continuará hasta Espinosa de los Monteros donde se pernocta.

Día 2: Espinosa de los Monteros-Cistierna

Frómista

El segundo día de ruta a bordo del Expreso de La Robla comienza con el desayuno camino a Mataporquera, en Cantabria. En esta localidad un autocar lleva a los pasajeros del tren hasta Carrión de los Condes. En donde se pueden contemplar algunas de las mejores muestras del románico español.

Para después continuar visitando el Canal de Castilla y la localidad de Frómista. Allí, la visita culmina en la iglesia de San Martín. Por la tarde, la visita se encamina a la Villa romana de La Olmeda. En donde además del yacimiento se puede visitar el museo que guarda una importante colección de mosaicos. Al regreso el tren continúa su camino hacia Cistierna donde el Expreso La Robla pasa la noche.

Día 3: Cistierna-León

Museo del Guggemheim. Fuente: Wikipedia.

De nuevo, durante el desayuno el Expreso comenzará su camino. Esta vez hasta San Feliz. En este lugar un autobús lleva a los pasajeros del tren a León. Para visitar el centro histórico, San Isidoro y la Catedral. Si decides iniciar el viaje desde León camino a Bilbao, tendrás que presentarte en la Estación de FEVE en León. En donde un autobús lleva a los pasajeros a San Feliz donde espera El Expreso de La Robla.

Una vez allí, el tren se dirige a Matallana para realizar una excursión a las Hoces de Vegacervera para ir a visitar la Cueva de Valporquero. Una impresionante cueva plagada de estalactitas y estalagmitas. Pero en donde destaca sobre todo, su impresionante Gran Rotonda de 100.000 m3 de vacío subterráneo. El resto de la ruta cuenta con las mismas paradas que la anterior. Pero al llegar a Bilbao la visita se extiende a todo el centro histórico y al Museo del Guggemheim.

¿Cómo se puede reservar en el Expreso de La Robla?

Para reservar este increíble paseo por el norte de España en el Expreso La Robla hay que acceder a la página web de Renfe. Elegir la dirección en la que emprenderás el viaje. Es decir, de Bilbao a León o de León a Bilbao. Y reservar el día en el que comenzará el viaje dentro de los meses de julio o de septiembre. Un viaje que sin duda supondrá una gran experiencia. Y una forma diferente de visitar algunos de los mejores enclaves que tiene España.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here