Estambul es una de esas ciudades que ofrece un sinfín de atractivos para viajeros y locales. La mágica capital turca guarda entre sus paredes siglos cargados de historia. Por ello, a simple vista puede parecer algo complicado elegir tan solo una lista de cosas que hacer. Lo bueno es que, al visitarla, siempre podrás hacer algo nuevo. Bizancio, Constantinopla…

Ha sido multitud de ciudades en una sola. Y eso hace que llame la atención de historiadores y curiosos. Si la tienes en mente para incluirla en tu próximo viaje, no puedes perderte estas 10 visitas imprescindibles para exprimir al máximo tu visita a una de las ciudades de Europa más bonitas.

1. Palacio Topkapi, imprescindible de Estambul

palacio topkapi estambul
Jardines del Palacio Topkapi / Wikipedia

El Palacio Topkapi es una de las visitas obligadas si vamos a visitar Estambul. Tuvo funciones como palacio imperial desde el año 1465 hasta el 1853. Hoy en día, se ha convertido en un interesante museo que sirve como una guía detallada para conocer la vida de los sultanes que allí vivían. Es conocido a nivel internacional debido a su harén y su impresionante tesoro. Además, está muy cerca del Museo Arqueológico, otro imprescindible.


2. Mezquita de Suleiman

mezquita de suleiman
Vista exterior de la Mezquita de Suleiman / Ángel de los Ríos en Flickr

Miles de mezquitas para una población que roza los 15 millones de habitantes. Eso es lo que encontramos en Estambul. Como el lógico, si vamos a hacer una visita es prácticamente imposible conocerlas todas. Sin embargo, debemos incluir en nuestra lista Süleymaniye Camii. Entre otras cosas, destaca por ser la más grande de toda la ciudad. La reconocerás porque también es bastante popular en las diversas fotografías y postales que estamos acostumbrados a ver. Se puede visitar de forma libre cuando no es horario de oración. Eso sí, recuerda descalzarte y, si eres mujer, cubrir tu cabello.

3. Crucero por el Bósforo

bosforo estambul
Crucero por el Bósforo / Pixabay

Si es tu primera visita a Estambul, no puedes perderte una excursión de lo más romántica. Hablamos del Crucero por el Bósforo, algo que, todos los que prueban, desean repetir. Gracias a este crucero podremos ver la ciudad desde un punto de vista diferente. Obtendremos una espectacular panorámica desde el Puente Gálata, descubriremos el final del Cuerno de Oro e incluso podremos recorrer el estrecho del Bósforo hasta las inmediaciones del famoso Mar Negro.

Si optamos por el crucero tradicional, tiene una duración de 3 horas y cuenta con 3 horarios diferentes para zarpar.

4. La Plaza de Sultanahmet

plaza de sultanahmet noche
Vista nocturna de la Plaza de Sultanahmet / Mikel Iturbe Urretxa en Flickr

Se puede considerar como el punto central de turistas en Estambul. Esta plaza está ubicada en lo que fue el Augusteo en la época bizantina. Aquí se encontraba el Palacio Imperial, el Hipódromo y el Senado. Hoy en día podemos encontrar el Museo de Arte Turco e Islámico y la imponente Mezquita Azul.

Aún podremos ver el obelisco de Tutmosis III; la Columna de Constantino Porfirogeneta; y, ya más reciente, la Fuente del Kaiser Guillermo II. En sus alrededores encontraremos casas de cambio de moneda; varios restaurantes; miradores; hoteles y un sinfín de servicios más para turistas.

5. Dos orillas del Puente Galata

puente galata estambul
Puente Galata, Estambul / Wikipedia

Eminönü y Beyoglü son dos de los barrios más populares de Estambul. El primero cuenta con la Mezquita Nueva (Yemi Camii) y bazares conocidos como el Egipcio o de las Especias. Además, el principal atractivo es el Puente Galata, donde, si somos turistas, deberemos ir apartando al sinfín de personas ofreciéndonos menús y cartas del día. Al cruzar el puente nos espera otro barrio histórico: Pera, que cuenta con la Torre Galata y una de las calles más animadas: Istiklal Cadessi.

Hacer este recorrido es una de las cosas imprescindibles que hacer en Estambul y uno de los recorridos más famosos. Encontraremos las mejores tiendas, hoteles y restaurantes. De hecho, le ha otorgado fama a la ciudad como la que tiene más vida nocturna de Europa.

6. Museo Arqueológico de Estambul

museo arqueologico estambul
Exterior del Museo Arqueológico, Estambul / Ángel de los Ríos en Flickr

Cuatro mil años de historia concentrados en un mismo lugar. Esto es lo que nos espera en el Museo Arqueológico de Estambul. Hititas, sumerios, asirios, egipcios, babilonios, griegos, romanos, bizantinos y, por supuesto, turcos. De todos ellos podremos aprender algo en el interior de sus infinitas salas y pabellones.

Si eres un enamorado de la historia, es una de las visitas imprescindibles de la ciudad. Para no irte con la sensación de que no lo has exprimido al máximo, merece la pena visitar la colección de sarcófagos o el pabellón de antigüedades de Oriente. Aquí encontramos el Tratado de Quadesh.

7. Recorrer los bazares de Estambul

bazar especias
Bazar de las Especias / Wikimedia Commons

Otra apuesta segura y que nos va a encantar. Sobre todo, si nos encantan las compras. El Gran Baazar de Estambul es el más grande del mundo, pues cuenta con nada menos que 3.600 puestos. Aquí podrás encontrar cualquier cosa que puedas imaginar.

Y es que, desde sus inicios, es la ciudad del comercio por excelencia. Tampoco puedes perderte el Bazar Egipcio o el Bazar de las Especias, muy acercados al turismo. Te avisamos desde ya que, aunque vayas convencido de que no comprarás nada, te será imposible resistirte.

8. Visita Santa Sofía

santa sofia estambul
Santa Sofía / Wikimedia Commons

Ayasofya. Ese es su nombre en turco. Es uno de los edificios con más renombre de Estambul. En sus orígenes, fue un templo construido como catedral ortodoxa bizantina. Más tarde, se convirtió en catedral católica de rito latino. Cuando el Imperio Otomano conquistó Constantinopla, pasó a ser una mezquita. Más de 500 años cumplió como esta última, siendo la principal mezquita de la ciudad hasta el 1931. Poco después, en 1935, se convirtió en museo.

9. Piérdete por el Palacio Dolmabahçe

palacio dolmabahce
Interior del Palacio Dolmabahçe / Wikipedia

Muy similar al Palacio Topkapi, este también fue centro administrativo del Imperio Otomano. Función que adquirió después que el primero. Es decir, de 1853 a 1922. Destaca por ser el primer palacio construido en Estambul siguiendo el estilo europeo. Es uno de los más ostentosos de la ciudad debido a la enorme cantidad de oro utilizada para adornar techos interiores. Además, cuenta con tesoros de valor como una araña de cristal de Bohemia que tiene 750 lámparas o la mayor colección de candelabros fabricados con este cristal.


10. La Mezquita Azul

mezquita azul estambul
Mezquita Azul Estambul / Public Domain Pictures

Es una de esas espectaculares mezquitas que sigue ejerciendo su función a día de hoy. Podrás visitarla de forma completamente gratuita. Aunque, como siempre, recuerda que debes respetar las horas de culto. Está situada justo en frente de Santa Sofía, de quien la separa un tranquilo parque. Su interior está revestido con más de 20.000 azulejos de cerámica hechos a mano. Una obra de arte que es imprescindible conocer.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here