5/5 - (1 voto)

¿Te imaginas que llegara diciembre y no vieras luces por ningún sitio? ¿O que la televisión no invadiera con cientos de anuncios de perfumes, regalos o dulces? Sería como vivir en un lugar donde no existiera la Navidad. Y, aunque parece algo sorprendente para los que estamos acostumbrados a convivir con ella cada final de año, lo cierto es que existen varios países donde la Navidad no se celebra. ¿Sabrías cuáles son?

Corea del Norte

Corea del Norte
Fuente: Wikipedia

Corea del Norte tiene una relación especial con la Navidad. Aunque no demasiado buena. En noviembre del pasado 2016, Kim Jong-un censuró aquellas reuniones que estuvieran relacionadas con el alcohol, las canciones y el entretenimiento en general que tuviera como consecuencia una agrupación de personas. Aunque la medida no iba directa en contra de la Navidad, la fiesta la ha sufrido bastante.

En algunas zonas podemos ver árboles y alguna decoración, pero sobre todo lo más orientado al turismo. Para los habitantes, su celebración está prohibida y solo se permite celebrar de forma pública el cumpleaños de la abuela de Kim Jong-un.

Arabia Saudí

la meca arabia saudita

El Asia Occidental suele mantenerse siempre de máxima actualidad. Arabia Saudita es uno de esos países donde no se celebra la Navidad por ser musulmán. Pero esto no se queda solo ahí pues, aquellos que se atrevan a hacerlo, pueden llegar incluso a ser perseguidos.

Existe una minoría cristiana en el país que se ve obligada a celebrar la festividad en privado sin poder hacer ningún tipo de alarde o demostración pública. Según la ley, se prohíben signos visibles de la celebración navideña. Esto se extiende para la población y para aquellos que visiten el país. En 2012, 35 cristianos fueron detenidos por ello.

Argelia

zona del mediterraneo en argelia

Este es otro de esos países donde la celebración de la Navidad no existe. El 98 por ciento de sus habitantes son musulmanes y, para ellos, no existe este tipo de festividad. A pesar de no ser tan dura en su legislación como pueden serlo otros, como Arabia, los signos navideños son inexistentes. En el norte de África, ya en la orilla del mar Mediterráneo, resulta curioso que este país tampoco celebre ningún tipo de festividad cuando llega el mes de diciembre.

Irán

Irán
Fuente: Pixabay/ Ivana Sladkovska e

Las leyes en Irán no son para nada tan estrictas como en algunos de los casos anteriores. A pesar de ser otro de esos países que no celebra la Navidad, sí que cuenta con algunas zonas geográficas en las que se organizan las típicas festividades navideñas. En la República Islámica de Irán, situada en Oriente Medio junto al golfo Pérsico y el golfo de Omán, con el 98 por ciento de población musulmana, apenas se siente el espíritu navideño. Tan solo se encuentran algunas decoraciones en los pequeños barrios cristianos.

Brunéi

brunei turistas

Al norte de la isla de Borneo, situada en Asia, encontramos un pequeño país llamado Brunéi. Es un pequeño estado que destaca, sobre todo, porque sus días festivos corresponden de forma mayoritaria a las celebraciones típicas musulmanas. Aunque aquellos que no profesan el islam pueden celebrar la Navidad, no está permitido hacerlo en público.

Tanto la población como los visitantes que deseen contar con esta festividad de diciembre, deben hacerlo desde la privacidad de sus hogares para no meterse en un problema.

Tayikistán

ciudadela en tayikistan

Este país ubicado en Asia Central se independizó de la Unión Soviética en el año 1991. Destaca por contar con un 98 por ciento de población musulmana. Los estados que lo rodean son China, Afganistán, Kirguistán y Uzbekistán. A pesar de contar con algunas partes de la población que sí querrían celebrar las fiestas navideñas, ha sido uno de los últimos en sumarse a la prohibición de hacerlo. También está prohibido el colocar los tradicionales árboles de Navidad, intercambiar regalos y disfrazarse de Papá Noel. Mejor no arriesgarse.

Somalia

bandera de somalia

La país de Somalia es otro de esos en los que no se celebra la Navidad. Sí que es cierto que existen ciertos países musulmanes donde, como vive una minoría cristiana, se permite celebrar las festividades navideñas. No es el caso de Somalia, estado ubicado en el este africano y que se conoce de forma popular como el “cuerno de África”.

Incluso su gobierno prohibió esta celebración. El argumento, aunque no válido para todos, era claro: la fiesta cristiana no tiene que ver con el Islam.

China

La Gran Muralla China
La Gran Muralla China

No está prohibida pero tampoco es oficial. A pesar de ello, la Navidad resulta curiosa en un país como China. Si viajamos en esa época del año, encontraremos casas adornadas como una manera de unirse a las celebraciones del recibimiento de año para el mundo occidental. Ellos, sin embargo, después de seguir una cultura milenaria, lo celebran algunas semanas después del 31 de diciembre. Aquí es donde realizan el gran despliegue de festividades y adornan y participan en desfiles para celebrar su festividad particular.

Tailandia

Tailandia
Tailandia

Lo que tiene claro Tailandia es que, en los últimos años, se ha convertido en el destino turístico por excelencia. Elegido por los viajeros occidentales tanto en verano como en invierno, ha tenido que adoptar algunas costumbres que antes no existían. La población tailandesa no celebra la Navidad propiamente dicha.

Sin embargo, en Bangkok, la capital, así como en sus diferentes y paradisíacas playas, hoteles, restaurantes, etc., sí se ofrecen cenas de Nochebuena y comidas navideña para todos aquellos visitantes occidentales. No es una fiesta oficial, pero tampoco está prohibida, por lo que es totalmente lícito viajar allí para celebrar el fin de año sin que eso te comprometa.

Israel

vista de jerusalen en israel

El caso de Israel es bastante curioso. A pesar de ser la cuna del cristianismo y el lugar donde parten las celebraciones navideñas para Occidente, la Navidad aquí no está tan presente como podríamos imaginar. La razón es que, aunque conviven una gran cantidad de culturas, lo que más se celebra es la tradición judía de Hanukkah.

Esta es la festividad por excelencia para celebrar el fin de año. Las calles se engalanan con la Fiesta de las Luces y el ambiente es muy participativo. Los judíos aún esperan la llegada del hijo de Dios, por lo que no celebran las fiestas navideñas como en Occidente las celebran los cristianos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí