En el norte de Galicia, en las Rías Altas, se encuentra un pequeño pueblo de pescadores que enamora a todo aquel que lo visita. Tan pintoresco como bonito, y en el que ni siquiera falta una buena playa, Redes es un pueblo gallego de cine que ha quedado plasmado en películas cinematográficas y series de televisión.

Si en la provincia de Pontevedra no te puedes perder Combarro, hoy te damos a conocer uno de esos lugares a orillas del Atlántico, en el ayuntamiento de Ares, a 44 kilómetros de la ciudad de A Coruña y a 15 kilómetros de la de Ferrol, en el que disfrutar del verano o de la paz y la tranquilidad durante cualquier estación del año.

Pueblo de Redes

Pueblo de Redes
Fuente: Wikipedia/PepedoCouto GFDL

Redes se encuentra situado en la ría de Ares, al cobijo de una ensenada en el que las pequeñas embarcaciones pueden fondear con seguridad, y en el que su orografía ha sido aprovechada por sus habitantes desde sus orígenes para sus viviendas y su actividad diaria.


Y es que este pequeño pueblo de pescadores rezuma aires marineros en cada uno de sus rincones, en el que las casas se asoman al mar con sus propios embarcaderos, con un aspecto tal que muchos lo denominan la Venecia gallega. En realidad, se cuenta que el nombre de Redes proviene de la actividad principal a la que se dedicaban sus vecinos desde antaño, ya que los pescadores colgaban a secar las redes en estacas de madera a lo largo del puerto, que todavía puedes contemplar. De hecho, cada mes de agosto, durante la fiesta de La Cabria se rememora esta tradición pesquera, con los aparejos típicos de los pescadores.

Recorrer este coqueto pueblo es un placer, ya que puedes hacerlo a pie y en plena tranquilidad, pues has de aparcar el automóvil a la entrada del pueblo. Sin duda, ello contribuye a mantener ese ambiente de sosiego, paz y belleza que siempre impregna el pueblo de Redes. No te preocupes por las distancias, puedes ir a pie a cualquier rincón sin ningún tipo de problema y en muy poco tiempo. Y ten en cuenta que junto al aparcamiento se localiza un parque infantil y un merendero.

Casas indianas de Redes

Redes
Fuente: Flickr/Elisa, Martina and Joaquin CC BY-SA 2.0

Cuando decimos que Redes es pequeño y pintoresco es literalmente, ya que no tiene ni una decena de calles. Sus denominaciones son tan peculiares como Rúa de Arriba(Calle de Arriba), Rúa de Abaixo (Calle de Abajo), Rúa do Medio (Calle del Medio), Rúa Nova (Calle Nueva) y Rúa Ribeira (Calle Ribera). El centro neurálgico de este pequeño entramado de callejuelas es la plaza de O Pedregal, situada junto al puerto, en la que se alza la característica Casa Azul, con un torreón de tres alturas y su cornisa volada. Sin duda, se trata del edificio más fotografiado de la localidad.


Y es que si recorres sus calles te sorprenderán tanto las casas tradicionales con balconadas y escaleras como las casas indianas, también llamadas casas de indianos, catalogadas como Edificio Singular. Se denominaba indianos a los emigrantes gallegos que regresaban de América a principios del siglo XX tras haber hecho fortuna. Cuando estos volvían a sus localidades natales mandaban construir grandes casas con un estilo arquitectónico muy característico. Ejemplo de ello son la Casa de Concha Amado y la Casa de Paco Bello.

Si tomas rumbo hacia la izquierda de la plaza para callejear y descubrir el centro del pueblo, la Rúa da Ribeira te conducirá hasta la playa de Area Morta, un arenal resguardado y semiurbano, en forma de concha, con unos 210 metros de longitud y aguas tranquilas. Desde aquí podrás apreciar la vista más emblemática del pueblo de Redes, con toda su fachada marítima.

Punta de Modias

Fuente: Flickr/amaianos CC BY 2.0

Uno de los paseos más bonitos en el pueblo es el que asciende a la derecha de la plaza de O Pedregal por la Rúa Nova hasta alcanzar la Punta de Modias o Punta do Castelo. Durante este trayecto de 240 metros de longitud, recorrerás una de las zonas más emblemáticas de Redes, en donde podrás vislumbrar los embarcaderos entre casa y casa, los patios y las viviendas tradicionales marineras con sus alegres colores. Una vez los dejes atrás, la naturaleza comenzará a tomar terreno hasta adentrarse en este pequeño cabo junto al mar desde el que contemplarás unas hermosas vistas de la ensenada.

En la Punta de Modias se conservan los restos de una antigua batería defensiva del siglo XVIII desde la que se protegía el acceso por mar a la ría de Ares, que también puedes descubrir. Además, en este entorno también se localiza el Club Marítimo de Redes (Punta do Castelo s/n, Redes, 15623, Ares, A Coruña), en el que se organizan cursos, travesías en kayak y otras actividades náuticas como windsurf.

Pueblo gallego de cine

La primera vez que Redes se hizo popular en el universo de la ficción audiovisual fue en la pequeña pantalla, ya que aquí se rodó Padre Casares, una exitosa serie de la Televisión de Galicia que se emitió entre los años 2008 y 2015. En ella, la localidad se transformaba en el municipio de San Antonio de Louredo y la Casa Azul en el edificio del ayuntamiento.

Pero sin duda se convirtió en todo un pueblo de cine cuando hasta Redes llegó el director Pedro Almodóvar en el año 2015 para rodar la que sería su película Julieta, protagonizada por Adriana Ugarte y Emma Suárez, aunque en un principio se iba a titular Silencio. Como resultado, se grabaron varias escenas en la plaza de O Pedregal y en la calle Nueva de Redes, así como en otras localizaciones en la ría de Ares, que se ambientaron en la década de los noventa del siglo XX.

No es de extrañar que todos ellos quedaran fascinados con un lugar que está catalogado como Conjunto Singular y en el que siempre es un placer detenerse a tomar algo en una de sus pocas terrazas y callejear por un típico pueblo pesquero en el que parece que el tiempo se detiene, con olor a mar y a salitre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here