El sureste asiático siempre ha resultado evocador para los viajeros, especialmente la famosa zona llamada Indochina (emplazada en el medio entre India y China) donde se situan las antiguas colonias francesas. Allí, donde los franceses se instalaron y colonizaron, queda un marcado pasado histórico. Vietnam es uno de esos países y su capital, Hanoi, posee una magia que engancha a cada viajero que llega a ella.

La ciudad de Hanoi es realmente vibrante, de colores brillantes e inmensas posibilidades. Además de ser la capital del país y el paso obligado para los que entran en Vietnam, Hanoi resulta una de las ciudades más exóticas, mágicas e interesantes del sureste asiático. Su encanto va más allá de los típicos paseos turísticos. Hanoi tiene alma propia, y eso es difícil de explicar en un artículo, sólo lo puedes sentir cuando la pisas por ti mismo y la recorres. Calles animadas de noche y de día, deliciosa comida, maravillosos templos y monumentos, aventuras, historia, mil rincones que fotografiar. Hanoi es un lugar que deja huella ¿por qué será?

Las 5 cosas de Hanoi que te encantarán

La cocina vietnamita, una delicia muy económica

Comida en Vietnam

La comida vietnamita te enamorará (si no lo ha hecho ya). La combinación de sabores y su gran diversidad harán que tu paladar no deje de pedir comida. Y además, es muy barata, tanto si es comida callejera como si comes en un buen restaurante, la comparación con los precios en  Europa es enorme. Comer fuera y probar deliciosos platos será un placer que te podrás permitir cada día y cada noche. La variedad es una de sus grandes ventajas. No dejes de probar los rollitos vietnamitas fritos y los cientos de platos increíbles. De bebida, té con jazmín servido frío ¡Haz de tu visita una experiencia gastronómica completa!


Existen infinidad de restaurantes en Hanoi, recomendar sólo uno es difícil, aunque hay algunos como el New Day con muy buenas críticas. Te recomiendo que camines, que te pierdas por la ciudad y pruebes diferentes opciones.

El café vietnamita, uno de los mejores cafés que probarás

Egg-Coffee en Giang

El café es parte de la cultura en Vietnam. Los locales adoran el café (algo no tan común en Asia) y el suyo es un café con toques a chocolate que nada tiene que ver con el nuestro. La leche que usan es leche condensada y aunque te ofrecerán si lo quieres caliente o frío, ellos lo toman frío. Merece mucho la pena probarlo, te llevarás una grata sorpresa y podrás añadirle diferentes sabores (coco, chocolate,…). De hecho, probar el café es algo obligatorio si estás en Vietnam y concretamente en Hanoi.

El paquete perfecto de la experiencia cafetera en Hanoi es sentarte en uno de sus encantadores cafés, hay mil donde elegir (yo te recomiendo el Café Giang), en una de sus mesas bajas con taburetes y observar a la gente pasar. Exactamente el ritual diario de los locales.

Otra alternativa es tomarte un café con vistas al lago, en ese caso puedes probar el Caphé Pho Co. No tiene el encanto de las pequeñas sillas con taburetes pero las vistas son espectaculares.

Y siguiendo con la experiencia del café atrévete a probar los diferentes sabores: coco, frutos rojos, chocolate, huevo, …  no te vayas de Hanoi sin probar el Egg Coffee (café de huevo), una de sus mayores delicias. Créeme.

Captura las mejores imágenes de Hanoi, fotografías inolvidables

Hanoi es una de las ciudades más fotogénicas en las que he estado. Es como un escenario de película, en cualquier rincón hay una escena que te transporta.  Las curiosidades en las calles de Hanoi nunca cesan: gente con sombreros tradicionales cargando bicis o motos, vendedores ambulantes, peluquerías al más puro estilo vintage. De hecho todo en Hanoi resulta vintage, como sacado de otra época. Acércate a algunas de las vías de tren que siguen poblando Hanoi y utiliza tu creatividad. Sacarás grandes tomas.

Prueba la hospitalidad local de los Homestay

Cocina tradicional vietnamita

Se trata de quedarte en casa de alguna familia vietnamita que alquila una habitación o una planta de su casa. Es algo con más encanto que un hotel o un hostel ya que tienes la oportunidad de ver cómo viven, descubrir mejor su cultura y a veces aprovechar para hacer algún curso de cocina también. Para elegirlos, déjate guiar por los comentarios que veas de otros viajeros.

Bia Hoy, la cultura de la cerveza en Vietnam

Si eres amante de la cerveza no dejes pasar esta visita. La Bia Hoy constituye un clásico de la cultura vietnamita. Una de las cervezas más baratas del mundo (unos 0.20 eur) con una calle entera dedicada a ella. Mézclate con los locales y los viajeros como tú en una animada y divertida experiencia.

Las visitas realmente imprescindibles en Hanoi

Old Quarter, el casco antiguo

Old Quarter

Tu primera parada en la ciudad. El lugar donde le puedes tomar el pulso a la vida de Hanoi. Piérdete por sus calles y ve preparado para hacer fotos. Te impactarán las imágenes de las motos, los locales tomando café o cerveza sentados en pequeños taburetes, los vendedores ambulantes, los niños jugando en cualquier rincón, las pequeñas tiendas que esconden tesoros, los carteles por las calles,… entonces entenderás por qué es difícil describir fielmente la energía de Hanoi.

Lago Hoàn Kiém

Puente en el Lago Hoàn Kiém

El lago Hoàn Kiém se encuentra en el centro de Hanoi, en su parte histórica. Su puente rojo es una de las fotografías que más verás de Hanoi. Imposible no verlo en tu visita. La leyenda del lago cuenta que un pez dorado se le apareció al emperador mientras cruzaba el lago en barco dándole una espada mágica. Esa fue la espada que ayudó al emperador a derrotar a China.

Mausoleo de Ho Chi Minh

Mausoleo Ho Chi Minh

Una de las visitas más imprescindibles de la ciudad, además de ser gratuita. El mausoleo es realmente impactante, puedes hacer fotos desde fuera pero no en el interior (no te arriesgues). Se recomienda evitar los fines de semana por la gran afluencia de gente local y turistas nacionales.

La prisión Hoa Lo

Hanoi es un descubrimiento tras otro, la historia se dibuja a medida que caminas descubriéndolo. La guerra terminó hace relativamente poco, en 1975, por lo que muchas de las personas que veas por la calle la han vivido en su carne y es una presencia que todavía planea por la ciudad como un espectro.

La prisión fue construida por los franceses, y está situada en el barrio francés de Hanoi. En lo que queda de ella podrás visitar un interesante museo con mucho que ver.


Artículo anteriorArranca la V Semana de la Huerta de Murcia
Artículo siguienteLas mejores excursiones desde Auckland
Maria Kast
Soy María, una ciudadana del mundo nacida en España y mi vida hasta ahora se ha desarrollado en diversas ciudades como Londres, Hong Kong, París, Barcelona y Madrid. Me entusiasma la diversidad de culturas, de gentes y de maneras de vivir. Soy una persona comunicativa, empática, creativa y perseverante. Me encanta escuchar y conocer a los demás, y todavía más ayudarlos. Soy una viajera incansable, empecé a viajar con 16 años y desde entonces no me he detenido. Recientemente dejé mi trabajo como Businesswoman para dar la vuelta al mundo sola y ha sido la mejor decisión de mi vida. Quiero contarte todo lo que he visto para quizás inspirarte a ti también a cambiar tu vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here