Uno de los mejores destinos para disfrutar del enoturismo en nuestro país es Rioja. Aquí encontrarás rutas del vino, decenas de bodegas que visitar, pueblos preciosos y una gastronomía excepcional, además de poder descubrir su patrimonio y espacios naturales.

Para que no se te escape nada de lo que debes saber antes de emprender tu viaje, toma nota con esta guía sobre el enoturismo Rioja que te traemos hoy. ¿Te apuntas?

Enoturismo de Rioja: Cómo disfrutar al máximo

Rioja es tierra de vinos. De tal modo, podrás gozar del enoturismo en cualquier momento del año, visitar bodegas, muchas de ellas centenarias, pasear entre viñedos, descubrir los pueblos más hermosos de la región e incluso recorrer parte del Camino de Santiago. No olvides que por aquí pasa uno de sus tramos, que cruza por Logroño para seguir hacia Santo Domingo de la Calzada. ¡Ven a disfrutar a esta tierra del turismo enológico!

Que época es mejor para el enoturismo

Viñedos
Viñedos/Foto: Pixabay

Cualquier estación del año es fabulosa para disfrutar del enoturismo en Rioja, puesto que todas y cada una de ellas tienen su particular encanto. No obstante, si buscas presenciar momentos únicos, acude entre agosto y octubre. El verano y el otoño constituyen la temporada en la que se recolecta la uva, así que podrás asistir a los procesos de cosecha y pisado de la uva más tradicionales, así como a los más modernos, para descubrir todo sobre el mundo del vino.

Qué suelen ofrecer las bodegas

En las bodegas de Rioja se ofrecen las actividades más diversas, desde las tradicionales catas y recorridos por las viñas hasta practicar deporte entre viñedos o apuntarse a talleres y cursos enogastronómicos. Una opción estupenda entre todas ellas son las Bodegas Solar de Samaniego, donde se ofrecen numerosas experiencias, fusionando vino y literatura, como visita con cata de tres vinos o la degustación de un excelente menú de cocina tradicional en los comedores privados de la bodega, tanto de comida como de cena. Puedes reservar de forma online cualquiera de ellas para no quedarte sin tu plaza. Y no olvides visitar su preciosa tienda de vinos, seguro que te llevas algunas botellas como recuerdo de tu visita.

Descubre Rioja alavesa

Elciego
Elciego/Foto: Depositphotos

Las Bodegas Solar de Samaniego se encuentran en el pueblo medieval de Laguardia, en un paraje excepcional, integradas en el bello paisaje de Rioja Alavesa, una de las cuadrillas de la provincia vasca de Álava. Se localiza en la frontera del País Vasco con La Rioja y es una zona famosa internacionalmente por sus vinos. Otras de las localidades más bonitas de la región, por si te animas a hacer una ruta en coche, son Lanciego, Elciego, Labastida y Samaniego. En cualquiera de ellas podrás disfrutar del enoturismo. Y si te apetece un plan único diferente, no te pierdas la Ruta de de los Dólmenes de Rioja Alavesa.

Tómate algo por la calle Laurel

Logroño
Logroño/Foto: Depositphotos

En la capital de La Rioja, Logroño, la calle Laurel es el centro neurálgico que no puedes dejar de recorrer en un viaje en el que disfrutar del enoturismo. Aquí podrás degustar las mejores tapas y raciones de la ciudad, además de seguir una ruta gastronómica excepcional. Ten en cuenta que, en apenas 300 metros, la calle Laurel alberga más de 80 locales donde tomar pinchos, tapear y saborear platos tradicionales como las patatas a la riojana y el bacalao en ajoarriero, entre muchos otros.

Y no olvides que el día 10 de cada mes se organiza la Kedada Veggie en Logroño, que comienza a las 21 horas en la Taberna de Correos, en la calle San Agustín. A través de ella podrás seguir una ruta alternativa para degustar los mejores pinchos veganos y vegetarianos de los establecimientos de la calle Laurel.

Visita Laguardia

Laguardia, donde se localizan las Bodegas Solar de Samaniego, está llena de bodegas que visitas, pero también de un patrimonio histórico excepcional. De hecho, es la capital de Rioja Alavesa y todavía conserva el trazado medieval y monumentos como las iglesias de Santa María de los Reyes y la de San Juan Bautista, así como numerosas muestras de arquitectura civil del siglo XVI, como la Casa de la Primicia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí