El Valle del Colca es uno de los valles más importantes del sur del Perú, y recientemente se ha transformado en unos destinos turísticos más atractivos de este país. Se encuentra en la provincia de Caylloma, en el departamento de Arequipa. Habitado históricamente por dos grandes etnias, Collaguas y Cabanas, estas aún están presentes hoy en día y habitan ambas las márgenes del río Colca.

Valle del Colca. Fuente: Renato Ampuero

El Valle del Colca cuenta con 17 pueblos que dividen el territorio en dos partes: la parte alta para los Cabanas y la parte baja para los Collaguas. Aunque con el paso del tiempo la mezcla de ambas etnias por medio del matrimonio hace menos evidente esta separación.

Los poblados que conforman el Valle del Colca son: Tisco, Sibayo, Callalli, Tuti, Chivay, Coporaque, Yanque, Lari, Achoma, Maca, Pinchollo, Tapay, Madrigal, Huambo, Cabanaconde, Ichupampa y Canocota. Y cuenta con unos límites de altura que oscilan entre los 4.175 metros de altitud de Tisco y los 2.942 metros de altitud de Tapay.


Templo de Callalli. Fuente: Cristina Moreno

Un espacio que conjuga un espectacular escenario natural formado por un valle que ha sido trabajado y moldeado con terrazas de cultivo (andenería) y con un cañón de gran profundidad. Un marco singular en el que se asientan diversos pueblos nativos que aún conservan un invaluable patrimonio cultural, arquitectónico, arqueológico, y etnológico. En el 2019, la UNESCO declaró geoparque mundial al Cañón del Colca y al Valle de los Volcanes de Andagua.

Apuntes Históricos

El proceso de ocupación humana del Colca trajo consigo un gran desafío por la dificultad de la adaptación a este territorio indómito. Este proceso de ocupación da como resultado la sinergia entre dos grandes áreas culturales, los Andes Centrales y los Andes del Centro-Sur.

Los primeros pueblos del valle estuvieron dispersos, siendo el sitio arqueológico de Mollepunco, una muestra de estos pueblos. Gracias a una ubicación estratégica, cercana a la costa y a la ciudad de Cuzco, el valle del Colca facilitó la conectividad y el intercambio social, económico y cultural entre distintas regiones del sur peruano.

Debido a su importancia el Imperio Incaico decide ocupar el Valle del Colca alrededor del siglo XV y durante aproximadamente un siglo, hasta el siglo XVI. La ocupación de los incas refuerza la agricultura y se construyen nuevos pueblos importantes. Fruto de esta ocupación, en el Valle aún podemos escuchar la leyenda de Mama Yacchi, una princesa collagua que fue casada con un heredero de la panaca o familia real incaica.

Complejo arqueológico de Uyo Uyo. Fuente: Cristina Moreno

Una de las etapas más convulsas y que marcó el Valle para siempre fue la época de colonización, comprendida entre los siglos XVI al XIX. En esta época el Valle del Colca recibe una gran influencia occidental. Francisco Pizarro ordena que este territorio se divida en tres repartimientos: Yanque – Collaguas, Lari – Collaguas y Cabanaconde.

En base a estos tres repartimientos, el Virrey Toledo dispuso la organización del territorio colqueño en “Reducciones” o pueblos de indios. Estas reducciones son las que han llegado a nuestros días como los pueblos que comprenden el territorio actual del Valle.

¿Cómo llegar al valle del Colca?

Para llegar al Valle del Colca tendrás que llegar primero a la ciudad de Arequipa, la más cercana. Este es el punto de partida de los diversos tours y autobuses públicos que te llevarán al valle del Colca. Durante el camino a Chivay, capital de la provincia de Caylloma y puerta de entrada al Valle del Colca, bordearás el volcán Chachani y atravesarás la Reserva Nacional Salinas y Aguada Blanca.

Vicuña en el camino al Valle del Colca

En este punto podrás contemplar las vicuñas en su ambiente natural y también tendrás la posibilidad de admirar las formaciones rocosas de la comunidad andina de Pata Wasi. Podrás detenerte en el Mirador de los Volcanes a 4.800 metros de altura y observar en todo su esplendor la cadena de montañas de esta parte de los Andes peruanos.

¿Qué visitar en el Valle del Colca?

Chivay, la puerta de entrada al Valle del Colca

El este es el pueblo más importante de todo el Valle, debido a que es el más grande y el que cuenta con más equipamientos. Tienes que tener en cuenta que este será el único lugar, dentro del Valle, donde encontrarás distintos servicios, como bancos, cajeros automáticos o agencias de viaje.

Recuerda que Chivay está a unos 3600 metros sobre el nivel del mar. En Chivay encontrarás diversidad de atractivos como la Plaza de Armas, la parroquia de Nuestra Señora de la Concepción o las aguas termales de La Calera.

Yanque

Iglesia de Yanque. Fuente: Cristina Moreno

Yanque es otro poblado del Valle, lugar de paso obligado si nos dirigimos al mirador de la Cruz del Cóndor. Pero no sólo por esto, pues además cuenta con una preciosa iglesia que data de la época de la colonia. Si quieres disfrutar de la tranquilidad de un poblado colqueño, no dudes en reservar una habitación en los múltiples hoteles que encontrarás aquí. Como recibimiento, los pobladores mostrarán una parte de su folclore, con bailes tradicionales en la plaza por las mañanas de forma gratuita.

Sitio arqueológico de Uyo Uyo

El sitio arqueológico de Uyo Uyo es un complejo de ruinas preincaicas que se ubica cerca de Yanque a unos cuantos minutos andando desde el pueblo.

En este sitio podrás observar y caminar entre las antiguas casas y callejuelas de lo que fue un poblado preincaico, que también fue poblado durante la ocupación de los incas. Por una entrada módica de 5 soles (alrededor de 1,30€) podrás acceder al complejo y recorrerlo libremente. Es un lugar muy tranquilo, por lo cual podrás disfrutarlo con calma.


Maca

Iglesia de Maca. Fuente: Cristina Moreno

Este es otro poblado importante del Valle, pero de menor tamaño. Se encuentra rodeado por montañas y es atravesado por una falla geológica que provoca, de tanto en tanto, movimientos telúricos. Podrás disfrutar de la Iglesia de Santa Ana, con un interior primorosamente trabajado en pan de oro y espejos. También encontrarás un pequeño mercado de artesanías donde se venden objetos bordados y ropa de lana de alpaca.

Mirador de la Cruz del Cóndor

Vuelo del Cóndor en el Valle del Colca

El Mirador de la Cruz del Cóndor es para la mayoría de visitantes, la estrella de la visita al Valle del Colca. Desde aquí no sólo tendrás una excelente vista del Cañón del Colca, sino que también podrás disfrutar del vuelo del cóndor. El cóndor es un ave carroñera de gran envergadura que alcanza casi los tres metros y medio con las alas abiertas y puede llegar a pesar unos 15 kilos.

Mirador de la Cruz del Cóndor
Mirador de la Cruz del Cóndor

Por estas características, está considerada por los entendidos como el animal volador más grande del mundo. Cabe destacar que es muy usual verlos volar muy temprano por la mañana, por lo cual te tocará levantarte muy temprano el día que visites el Mirador de la Cruz del Cóndor. Si eres uno de los privilegiados de ver el vuelo del cóndor disfrutarás de una sensación inolvidable.

Folclore y artesanía del Valle del Colca

Artesanía Collagua. Fuente: Renato Ampuero

Las principales expresiones folclóricas del valle del Colca las podemos encontrar en las fiestas costumbristas de los poblados. Destacan los bailes, como el Wititi, el Qamili o tradiciones como el Tincachi, los Carnavales y el Turcu Tusuy. En lo que respecta a la artesanía, destacan la vestimenta bordada. Una sinergia de lo andino y lo europeo, sobre todo en las faldas y los sombreros. También podemos encontrar artesanía tejida a base de fibra de alpaca que se elabora en los pueblos de la parte alta, dedicados a la crianza de camélidos sudamericanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here