Hong Kong es mucho más de lo que esperas. Tras la fachada cool y ultramoderna de la simbólica ciudad de Hong Kong se esconden tantos misterios que ningún hombre o mujer podría conocerlos en su totalidad. Hong Kong es una meca internacional de diseño, tecnología y vanguardia. Ese lugar donde puedes encontrar el último lanzamiento en cualquier producto, marca o tendencia. Hong Kong es también un símbolo de corrientes alternativas, movimientos underground, tribus urbanas, mentalidades dispares y ambiente internacional.

Y no sólo eso, esta ciudad posee el gusto del misterio de tiempos pasados, de antiguas tradiciones, de templos escondidos. Hay muchos Hong Kong dentro de uno, hoy te enseñaré el más local y auténtico donde difícilmente te encontrarás con turistas, a no ser que se hayan despistado.

Siete cosas que te harán sentir en el auténtico Hong Kong

Street Food

Street Food en Hong Kong

La variedad gastronómica en Hong Kong es abrumadora. Aquí podrás encontrar muchos de los mejores restaurantes del mundo en todo tipo de cocinas. Lo que yo te recomiendo es que pruebes la comida callejera y la de los pequeños restaurantes, esa que es igual o mejor que la del mejor establecimiento con todas sus estrellas.


Sólo tienes que ver dónde están haciendo cola los hongkoneses y allí descubrirás una deliciosa cocina. Poco importa si hablan inglés o si te entienden, aunque en la mayor parte de los lugares encontrarás traductor sin problemas entre la clientela. Sé creativo y señala la foto de lo que quieres en el menú o lo que están comiendo en la mesa de al lado. Todo vale y todo está delicioso en Hong Kong. Especial mención aquí de los restaurantes callejeros de la zona del Ladies Market en Mong Kok.

Un jardín secreto

Jardín del hotel 1881

Si quieres descubrir uno de los edificios más emblemáticos de Hong Kong además de uno de los rincones escondidos más fascinantes en plena ciudad ve al hotel 1881 Heritage en Kowloon. Se trata de un lugar con mucha historia. El edificio de estilo colonial data de la era victoriana de Hong Kong. En aquel entonces era la sede de la Policía Naval y todavía conserva artefactos de aquel periodo.

Subiendo las escaleras a la izquierda verás un tranquilo jardín donde prácticamente no se escucha ni el ruido del tráfico. Sentirás como si estuvieras fuera de la ciudad. Puedes investigar disimuladamente por el interior del recinto, el legado histórico y arquitectónico es visible. Una nota curiosa es que los grandes árboles que lo rodean se han mantenido desde los orígenes por lo que la mayoría tienen más de 100 años.

Sube las escaleras mecánicas de Central y observa

Escaleras Mecánicas de Central

Central es el centro de la isla de Hong Kong. Miles de personas pasan por allí cada día, la mayoría locales pero también muchos turistas. Te propongo subir todo el tramo de escaleras hasta Hollywood Road. Estás en la escalera mecánica más larga del mundo. Nada menos que 80 metros de escaleras que suben literalmente una parte de la montaña que representa la isla de Hong Kong. Observa a tu alrededor, los comerciantes, los vecinos que salen a comprar. Conviértete en observador atento y silencioso y mézclate en el escenario.

Hollywood Road: pequeñas tiendas y galerías de arte

Man Mo Temple

Hollywood Road es una de las calles más interesantes en Hong Kong. No tanto por los locales nocturnos de Lan Kwai Fong sino por las pequeñas tiendas de segunda mano donde puedes encontrar verdaderas joyas y las galerías de arte y tiendas de antigüedades que la habitan. Hollywood Road es además el lugar en el que se estableció la primera bandera británica tras la derrota de China en la guerra del opio.

Una visita obligada es el Man Mo Temple donde observar a cualquier hora del día a los fieles que llevan ofrendas e incienso en honor a sus dioses.

Otra curiosa visita es la de Cat Street en los aledaños de Hollywood Road. Una calle peatonal donde las antigüedades conviven con la bisutería antigua y los tesoros ocultos en cajas llenas de reliquias.

Hong Kong desde el Star Ferry

Star Ferry

Al menos una vez tienes que coger el Ferry en Hong Kong, o mejor dicho al menos dos. Una de día y otra de noche. La vista de los rascacielos y de la isla por una parte y Kowloon y el barrio de Tsim Sha Tsui por otra es una de las perspectivas más llamativas de la ciudad.

El Star Ferry es un emblema en Hong Kong y lleva realizando este recorrido desde los años 20, hace exactamente un siglo. Por supuesto las embarcaciones se han ido actualizando pero su aspecto y su recorrido se ha mantenido siempre el mismo.

The peak, la mejor vista de Hong Kong

The peak en Hong Kong

Hong Kong es una jungla de asfalto rodeada de una jungla verde de naturaleza tropical y frondosa. Hay muchas posibilidades para caminar y respirar aire puro. Si subes al pico Victoria lo comprobarás. The peak es el punto más alto de Hong Kong, a 550 metros de altitud. Cuanto más sube uno la empinada orografía de Hong Kong mayor es el presupuesto de la gente que vive allí. Y teniendo en cuenta que Hong Kong es uno de los lugares más caros del planeta, hablamos de muchísimo dinero.

Para subir al pico Victoria no puedes perderte el funicular, el Peak Tram, aunque también puedes subir en taxi o incluso caminando. Se trata del funicular más empinado del mundo y una vez arriba nos ofrece las mejores vistas de la ciudad (si el cielo está despejado). Las rutas de senderismo comienzas desde allí y se diversifican por bosques y caminos muy diversos. Ideal para un día de desconexión con la vida urbanita.

Los mejores mercados

Temple Street

No hay duda de que los mercados son uno de los grandes atractivos de la vida local en Hong Kong. En una ciudad en la que normalmente la temperatura y la humedad invitan a estar al fresco los mercados son los mejores lugares donde relacionarse con los locales.

  • Temple Street: Una calle llena de puestos con todo lo que te puedas imaginar, desde electrónica hasta ropa, adivinos, cantantes de ópera. Todo vale en Temple.
  • Bird Market: El mercado de los pájaros. No estoy a favor de ver a pájaros enjaulados pero me recuerda a mi niñez ya que era algo común y mi padre era un gran amante de los canarios. La escena te transportará, los hombres alardeando de sus pájaros y haciéndolos cantar.
  • Flower market: El mercado de las flores, al lado del anterior. Especies exóticas que no habrás visto antes en una manzana entera dedicada al mundo vegetal.
Artículo anteriorVisitamos el nuevo MoMA de Nueva York
Artículo siguienteCinco flea markets en España para encontrar tesoros antiguos
Maria Kast
Soy María, una ciudadana del mundo nacida en España y mi vida hasta ahora se ha desarrollado en diversas ciudades como Londres, Hong Kong, París, Barcelona y Madrid. Me entusiasma la diversidad de culturas, de gentes y de maneras de vivir. Soy una persona comunicativa, empática, creativa y perseverante. Me encanta escuchar y conocer a los demás, y todavía más ayudarlos. Soy una viajera incansable, empecé a viajar con 16 años y desde entonces no me he detenido. Recientemente dejé mi trabajo como Businesswoman para dar la vuelta al mundo sola y ha sido la mejor decisión de mi vida. Quiero contarte todo lo que he visto para quizás inspirarte a ti también a cambiar tu vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here