El Carnaval de Águilas es una de las manifestaciones culturales más antiguas que aún se conservan en nuestro país. Tiene más de 200 años de antigüedad y aún supone todo un evento espectacular hoy en día. Desde 2015 es nada más y nada menos que Fiesta de Interés Turístico Internacional. Todo un evento lleno de manifestaciones antropológicas que supone una joya para Murcia y para todo el país. ¿Quieres conocer algo más sobre la historia del Carnaval de Águilar.

El origen del Carnaval de Águilas

Foto de la web del Carnaval de Águilas

El origen del Carnaval de Águilas parece estar en el siglo XVIII y está ligado al rey Carlos III, el fundador de la ciudad de Águilas. Este rey era muy aficionado al Carnaval y lo festejaba tanto en Madrid, sede de su Corte, como en el resto del país. Así que, cuando fundó la ciudad, también instauró una de sus tradiciones más apreciadas: la celebración del Carnaval. Desde entonces se sigue festejando en esta ciudad murciana.

Si bien, esta tradición del carnaval en España se remontaría a muchos siglos antes. En concreto, los historiadores entroncan el origen del Carnaval con el pueblo íbero, luego continuó con el mundo romano y así ha llegado hasta nuestros días. En concreto el de Águilas cuenta con una Regulación de las Fiestas de Carnaval en las Ordenanzas Municipales del Ayuntamiento que datan de 1886. Algo extraordinario y que nos da a entender la importancia que desde siempre estos festejos han tenido en esta localidad.


En ella, se regulaban aspectos tan diversos como el horario en el que se podría ir enmascarado, el derecho de autoridades y policía a pedir la documentación identificativa a los enmascarados, así como la prohibición de portar armas o la de arrojar a la calle agua o harina. Tampoco se podía echar a la gente que pasase por allí y no estuviesen celebrando. Y, eso sí, los ruidos estruendosos tampoco estaban permitidos.

La Guerra Civil Española y la Dictadura supusieron un duro revés para estos carnavales y terminaron siendo prohibidos. Pero los festejos, muy arraigados en la población, no desaparecieron. Había gente que continuaba celebrándolos simulando otras celebraciones (cumpleaños, bodas, bautizos…) y esta picaresca favoreció que los Carnavales de Águilas continuasen.

En qué consiste este histórico Carnaval

El Carnaval de Águilas se alarga durante algo más de dos semanas. Un periodo de fiestas que comienza en sábado con el cambio de poderes entre los encargados de la celebración del Carnaval el año anterior y el presente. Celebrándose el domingo siguiente un concurso de disfraces de papel.

Pero el verdadero evento que da inicio al Carnaval de Águilas ocurre en jueves. Se trata de la llamada Suelta de la Mussona. Un personaje mitad humano y mitad animal que baja desde el castillo de San Juan a la ciudad por las calles de Águilas. Y cuyo fin es ir asustando a niños y adultos hasta que termina su recorrido en la Plaza de España. Se trata de un personaje que representa el mundo dual, y al igual que Águilas, está ligado a la tierra y al mar.

Y esto se refleja mucho en su vestuario en el que podremos encontrar esparto y conchas marinas. Puede estar representado tanto por un hombre como por una mujer, siendo el único personaje del Carnaval de Águilas que cuenta con esta característica. Junto a la Mussona va el músico domador, que será el encargado de guiarla por las calles de la ciudad. Un personaje que representa el civismo y la humanidad, en contraposición de la Mussona, que suponía la representación del mundo salvaje.

Foto de la web del Carnaval de Águilas

Éste pasaje de la Mussona y del domador abre la veda para la diversión. Y comienzan a sucederse los numerosos pasacalles y desfiles en los que carrozas y comparsas se pasean por la ciudad. Así, el viernes de Carnaval se da la batalla entre Don Carnal y Doña Cuaresma infantiles. Un evento de lo más significativo pues da el protagonismo de la fiesta a los niños y, por este motivo, los personajes salen de alguno de los colegios de la localidad.

La gente disfrazada se unirá al cortejo hasta llegar a la Plaza de España y, al llegar allí, sobre un escenario, discuten y comienza la llamada batalla o Guerra de los Cascarones. Una batalla muy divertida que consiste en lanzar huevos rellenos de confeti al bando enemigo. Mientras que el sábado de Carnaval tiene lugar la misma batalla pero protagonizada por un Don Carnal y una Doña Cuaresma adultos. Terminada la batalla se une otro personaje al cortejo: La Musa. Un personaje al que también se le conoce como la reina del Carnaval y que representa el espíritu festivo, la magia, el humor y la fantasía.

Foto de la web del Carnaval de Águilas

Con el pregón lanzado desde el balcón del Ayuntamiento (este año a cargo de Fernando Tejero), aguileños y visitantes enloquecen. Y desde ese momento puedes disfrutar de varios días de desfiles. Unos desfiles en los que deleitarse con la originalidad y maestría con la que están hechos los trajes, las carrozas, los tocados, los bailes. Y que van por las calles de la ciudad hasta llegar a la escultura de Ícaro, un personaje de la mitología griega que se ha incorporado al Carnaval de Águilas para representar su espíritu.

A lo largo de todos esos días que dura este famoso carnaval de Murcia, también podremos escuchar las maravillosas actuaciones de las murgas. Al igual que las comparsas, en tono satírico, critican la situación del país y del mundo entero. Un carnaval que, como decíamos, dura más de dos semanas para finalizar el primer sábado de Cuaresma. Momento en el que se produce la quema de Don Carnal, hecho que simboliza el triunfo de Doña Cuaresma. Tras la quema, un sinfín de fuegos artificiales inundan el cielo de Águilas.

Tras esto, tiene lugar la entrega de premios a las murgas y comparsas. Siendo el premio más codiciado por todos el Águilas Doradas. Pues es el premio que se les concede a aquellos que han sabido combinar lo mejor del carnaval (sátira, fantasía, tradición…). Dándose por finalizado el Carnaval de Águilas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here