4/5 - (5 votos)

El ascendiente de Bilbao en Vizcaya es incuestionable a todos los niveles, también para el viajero que, a la hora de elegir esta provincia de Euskadi, no puede evitar dedicar buena parte su agenda a conocer una de las ciudades más relevantes del norte peninsular y también célebre a nivel mundial por un museo conocido por todos. 

Pero si abrimos un poco más el foco nos encontraremos con que, al noreste del Gran Bilbao se ubica una tierra plagada de playas salvajemente cantábricas, preciosas rutas de senderismo y algunos de los pueblos más pintorescos de la región: es la comarca de Uribe, que recorremos a continuación. 

Los pueblos de la comarca de Uribe 

Plentzia - Fuente: Depositphotos
Plentzia – Fuente: Depositphotos

Uribealdea está formada por 24 municipios y varias decenas de pueblos que suman algo más de 130.000 habitantes en total, frente a las casi 900.000 personas que viven en el Gran Bilbao. A nivel geográfico, la comarca de Uribe está marcada por la presencia de dos valles paralelos, el de Butrón y el de Txorierri, separados por montes bajos.

Valle de Txorierri

Sondika - Fuente: Depositphotos
Sondika – Fuente: Depositphotos

Larrabetzu es nuestra primera parada, a menos de 20 minutos al sureste de Bilbao, una villa fundada en el siglo XIV cuyo casco histórico fue declarado Conjunto Monumental: no solo destaca la arquitectura religiosa de templos como Nuestra Señor de la Asunción o San Emeterio y San Celedonio, sino la arquitectura doméstica de sus viviendas y caseríos. 

A un paso está Lezama que sonará a todos los aficionados al fútbol por cobijar una de las canteras de jóvenes futbolistas más importantes del fútbol europeo: la del Athletic. Un buen lugar también para visitar algunas de las bodegas de txakoli acogidas a la D.O. Bizkaiko Txakolina

Tras pasar Zamudio, una de las capitales de la comarca, especialmente por su parque tecnológico, uno de los más importantes de España, llegamos a Sondika donde puedes visitar al monte Artxanda, el mirador de Bilbao.

En la vecina Derio también apreciamos esa singular combinación entre tradición rural e innovación tecnológica tan habitual en la región, mientras que en Erandio, en el margen derecho del Nervión, conviene pasarse por los entrañables barrios altos de Goiherru y Erandio Goika.

Valle de Butrón 

Castillo de Butrón - Fuente: Depositphotos
Castillo de Butrón – Fuente: Depositphotos

En el valle de Butrón visitamos en primer lugar Gamiz-Fika, una de esas estampas puramente rurales de la región que también encontramos en Fruiz, un destino perfecto para senderistas. Mención aparte merece Arrieta, uno de los municipios ubicados a mayor altura de la comarca lo que ofrece magníficas vistas del entorno desde el monte Sollube.

Visita imprescindible es también Mungia ya que custodia el caserío Landetxo Goikoa construido a principios del siglo XVI y que es todo un símbolo vasco: uno de los caseríos más antiguos de toda Euskadi y que actualmente acoge un centro de interpretación de la mitología vasca.

Y para imprescindible la visita a la vecina Gatika, que custodia el Castillo de Butrón, otro icono regional: pero a pesar de su imponente aspecto no hay que olvidar de que se trata de una fortaleza neogótica construida sobre una casa-torre medieval de la que tan solo quedaban los cimientos en el XIX.

Y terminamos esta primera parte de nuestra ruta por Uribe en Maruri-Jatabe, tal vez el destino ideal para aquellos que quieren desconectar… teniendo a un paso el litoral, por si acaso hay que ponerse el bañador para desconectar (de otra forma) en el Cantábrico. 

Las playas de Uribe 

Playa de Arrietara - Fuente: Depositphotos
Playa de Arrietara – Fuente: Depositphotos

Porque sí, ha llegado el momento de visitar la otra cara de Uribe, la que se asoma al mar en algunas de las playas más sublimes del litoral vasco. Empezando por Barinatxe Sopela, en el margen derecho de la ría de Bilbao, pasando las playas de Getxo. 

Y es que esta playa es conocida como La Salvaje por su incomparable estampa: una larga playa bajo un vertiginoso acantilado cubierto de vegetación. Y para salvajar aún más la playa, muy buenas olas para poner a prueba tus habilidades con la tabla de surf. Y en los laterales de la playa, espacio naturista.  

Arriaetera es nuestra siguiente parada que forma con Atxabiribil un solo arenal con marea baja contando con la máxima certificación medioambiental a nivel europeo en reconocimiento por los esfuerzos por implantar un sistema de gestión medioambiental. 

Tras pasar Meñakoz, una de las preferidas por los surfistas más ambiciosos por su ola derecha llegamos a la playa de Barrika, otro símbolo de la comarca por sus características formaciones geológicas. 

Y después de darnos un baño muy natural en La Cantera, la playa nudista a 10 minutos de Barrika, en la que se rodaron escenas de Juegos de Tronos, llegamos a uno de los rincones costeros más bonitos de Euskadi: las playas de Gorliz y Plentzia en una bahía con forma de concha y aguas tranquilas.  

Pero aún nos queda una última parada en Bakio, que es la playa más extensa de toda la provincia y que también cuenta con spots para los surfistas. Y no te olvides de que a un paso de Bakio está San Juan de Gaztelugatxe, un inapelable símbolo del litoral vasco: una estampa inolvidable. 

Las rutas por la comarca de Uribe 

San Juan de Gaztelugatxe - Fuente: Depositphotos
San Juan de Gaztelugatxe – Fuente: Depositphotos

Son muchas las rutas que puedes hacer para descubrir esta comarca, incluidas diversas rutas cortas aptas para todo tipo de senderistas, pero nosotros os recomendamos tres que cubren buena parte de los atractivos de Uribealdea. 

Ruta Medieval 

Ya sabemos que Vizcaya es una tierra multifacética en la que convive la vanguardia de su capital y la tradición de sus pueblos, el fragor de su tejido industrial con la serenidad de sus caseríos. Y la mejor forma de penetrar en ese lado ancestral de la región es embarcarse en la ruta medieval que nos transporta a una época en la que esta tierra tenía un perfil muy diferente. 

Desde Plentzia hasta Larrabetzu, pasando por Gatika, Erandio, Mundia y Zamudio, rincones como las Torre Martiartu o Torrebillela representan una época marcada también por el conflicto: son las guerras de banderizos en la que los distintos linajes se agrupaban bajo los estandartes “oñacinos” de la Casa de Butrón o los de los “gamboinos” de la Casa Mújica.  

El Cinturón de Hierro 

Pero para conflicto, la Guerra Civil cuya historia también puede rastrearse en Uribe siguiendo la ruta del Cinturón de Hierro: así se denominó la línea defensiva construida en los inicios del conflicto por el Gobierno Provisional de Euskadi para defender Bilbao. 

Además de numerosos paneles informativos que nos ofrecen datos sobre los búnkeres, las trincheras y los nidos de ametralladora, pásate por el Museo Memorial del Cinturón de Hierro en Berango que cuenta la historia de esta época siniestra de la historia de Euskadi. 

GR280 Uribe 

Pero si eres un senderista experimentado y quieres conocer a fondo todo el municipio, te recomendamos el sendero de gran recorrido 280 que transcurre por toda la comarca: son 137 kilómetros por 24 municipios a lo largo de siete etapas de unas seis horas cada una. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí