La tierra portuguesa acoge maravillosas ciudades y bellos pueblos que siempre reciben al viajero con hospitalidad y los brazos abiertos, y en las que es posible disfrutar de su patrimonio, su gastronomía y sus actividades de ocio.

Pero aquí y allá, el país está lleno de lugares muy concretos que merece la pena descubrir, que no se encuentran siempre entre los más conocidos o en grandes núcleos de población, en los que te recomendamos detenerte en alguno de tus viajes o rutas. Estos son algunos de los rincones de Portugal que deberías conocer y que te ayudarán todavía más a enamorarte del país vecino.

1Citânia de Briteiros

Citania de Briteiros
Fuente: Wikimedia/Otávio Nogueira CC BY 2.0

Situado en la cima del monte de São Romão, a 15 kilómetros de la ciudad de Guimarães, se encuentra uno de los lugares históricos más especiales de Portugal: Citânia de Briteiros. Este antiguo asentamiento castrense, de algo menos de cuatro hectáreas, alcanzó su máximo apogeo en el siglo II a. C. Su buen estado de conservación te permite pasear por sus calzadas y descubrir las los restos de más de un centener de antiguas viviendas de planta circular, elíptica o rectangular, algunas de ellas reconstruidas por completo.

Todo ello contribuye a sentir que viajas en el tiempo en un tranquilo y hermoso entorno natural. Citânia de Briteiros puede visitarse durante todo el año en horario interrumpido dese las 09:00 horas, hasta las 17:00 horas entre los meses de octubre y marzo, y hasta las 18:00 horas de abril a septiembre.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here