El Ayuntamiento de Montánchez, la Mancomunidad Sierra de Montánchez y más de
una veintena de asociaciones y colectivos de la localidad cacereña han suscrito la memoria presentada en la Consejería de Cultura para que este «ancestral carnaval» pueda gozar de este reconocimiento.

«Montánchez es la cuna del carnaval en Extremadura. Un carnaval auténtico e inimitable cuya tradición se remonta varios siglos y que ha llegado hasta el presente conservando su esencia y tipismo. Se trata de un carnaval que no está hecho para ser visto, sino para ser vivido y disfrutado», han destacado los promotores de la petición.

Montánchez Carnaval
Fuente: Europa Press

Pese a que el origen documentado de esta tradición se encuentra en el siglo XVIII, la memoria presentada por los promotores de la petición señala que el personaje surge antes del siglo XV y es un legado de la comunidad mudéjar.


En este sentido, el término ‘jurramacho’ derivaría del árabe hispánico muharrag, que significa bufón, payaso o pelele: algunos documentos fechados a partir del siglo XVIII describen el ambiente en la población con «bullicios y asonadas que perturban la tranquilidad pública» en tiempos de carnaval.

Así las cosas, el jurramacho es el «protagonista indiscutible» del carnaval de Montánchez. Se trata de un disfraz logrado gracias a la combinación de ropas viejas y en desuso sin criterio alguno de moda o estética. Además, se tapa la cara con la funda de los famosos jamones de la localidad serrana, con antifaces, pelucas y toda clase de complementos y también cambia la voz y su forma de actuar para no ser reconocido.

Con esta petición para declarar el Carnaval Jurramacho de Montánchez como Fiesta de Interés Turístico Regional, la localidad cacereña confía en reivindicar el legado de esta singular fiesta además de potenciarla como evento turístico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here