Valoración post

Francia puede presumir de tener una de las gastronomías más prolíficas y reputadas el mundo. Además de ser la cuna de algunas de las técnicas más empleadas en los fogones, la cocina francesa se sustenta sobre productos de gran calidad, a partir de los cuales se elaboran platos refinados, sofisticados y de lo más sabrosos, que son objeto de culto en medio mundo.

Esto la ha hecho valedora del (merecido) reconocimiento de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, colocando al país en el punto de mira de los viajeros con inquietudes culinarias. Estos son los platos y productos más típicos del recetario galo, que conviene probar para regresar con la sensación de haberse adentrado en su cultura gastronómica. Bon appétit!

2Foie gras

Foie Gras
Fuente: Wikipedia.

Este manjar, que ya era degustado por los egipcios, es uno de los más selectos de la cocina francesa; la crème de la crème. Su popularidad ha traspasado fronteras, pero también ha dado lugar a la aparición en escena de otras versiones que distan mucho de las auténticas, entre ellas el paté, que no es lo mismo al ser una mezcla de diferentes carnes.

Para que quede claro, el foie gras se obtiene únicamente del hígado del pato, la oca o el ganso. A la hora de degustarlo, lo ideal es hacerlo en solitario, aunque también lo hacen untado sobre un brioche tostado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here