Rascacielos, iglesias, esculturas, torres, catedrales… Los monumentos son el atractivo estrella entre los viajeros al regalarles infinidad de experiencias sensoriales. Pero algunos despuntan por su altura, constituyendo una oda a la megalomanía y todo un hito en el ámbito de la construcción. Son edificaciones fascinantes, que parecen tocar el cielo y dibujan el skyline del paisaje que los rodea, cuya contemplación exige recorrerlas con la vista, de arriba abajo y de abajo arriba, varias veces. Emprendemos un viaje por las alturas para asomarnos a los seis monumentos más altos del mundo.

1Catedral Ulmer Münster

Iglesia mayor de Ulm
Fuente: Pixabay.

Está en Ulmer, una ciudad alemana ubicada entre Stuttgart y Múnich. No solo es la principal catedral luterana de la urbe, sino también la más alta del mundo gracias a la aguja que la decora, que mide más de 161 metros.

Y eso que las malas lenguas dicen que sus habitantes, que fueron los constructores, hicieron trampa para conseguir dicho mérito, pues colocaron más piedras cuando se percataron que la catedral de Colonia la superaba. Sea cierto o no, no nos preocupa, pues el resultado es una maravilla arquitectónica. Si estás en forma, te recomendamos subir los 760 escalones hasta lo alto y disfrutar de la mejor panorámica de la ciudad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here