Entre los museos curiosos que puedes visitar en Europa, contamos con algunos de ellos en la península ibérica que no siempre son muy conocidos por los viajeros. Ejemplo de ello es el que te traemos hoy, uno de los pocos museos de cartas en el mundo que puedes descubrir en el País Vasco.

Te damos todas las claves para conocer el Museo Fournier de Naipes de Álava (Arabako Fournier Karta Museoa) para que puedas sorprenderte y disfrutar con uno de los centros museísticos de nuestro patrimonio cultural.

Historia del Museo Fournier de Naipes

Museo Fournier
Fuente: Flickr/ Manuel Alende Maceira CC BY 2.0

Fue Heraclio Fournier quien fundó la emblemática empresa de naipes que llevaría su nombre en la ciudad de Vitoria-Gasteiz. Años después, en 1916, Félix Alfaro, nieto del fundador, comenzó a coleccionar barajas y naipes. Entre sus adquisiciones, donaciones y cambios con otros aficionados, llegó a aglutinar más de 16 000 barajas, conformando una interesante colección que primero se expuso en la antigua fábrica de San Cristóbal.


Pero en el año 1984, la Diputación Foral de Álava compró la colección y la expuso en el antiguo Museo Provincial. Una década después, se reorganizaron los fondos y se fundó el Museo Fournier de Naipes en el Palacio de Bendaña. El número de piezas continuó incrementándose. Ejemplo de ello es la adquisición de la colección de Thomas De la Rue, expuesta en el Museo Británico, en Londres, y que se subastó en el año 1970, así como otras barajas europeas. Entre ellas se halla una baraja musical del siglo XVIII, conocida como el juego de los Nuevos Cotillones (Complete Pack of New Cotillons), formada por cartas con partituras de distintas partes de Europa.

Exposición permanente del Museo Fournier

Museo Fournier de Naipes
Fuente: Wikimedia/Zarateman CC0 1.0

En la exposición permanente del Museo Fournier es posible admirar barajas de todos los continentes. Sus fondos atesoran más de 24 000 piezas, expuestas convenientemente en vitrinas, para favorecer su conservación y mantenerlas en las condiciones idóneas de temperatura, iluminación y humedad.

Puedes comenzar la visita en el patio del edificio, en donde se muestran las distintas técnicas de impresión para la fabricación de los naipes de la empresa Fournier. Entre ellas podrás distinguir entre los procedimientos litográficos, xilografía, offset y matrices metálicas.

La primera planta alberga algunas de las cartas más antiguas de las que componen los fondos del museo. Entre las piezas medievales se encuentran una baraja provenzal y un pliego del alto Rhin, y no te pierdas las barajas españolas del siglo XIX. Además, hay una sección especial para mostrar la historia y desarrollo de la empresa de naipes Fournier. Otros fabricantes españoles que también tienen presencia en la exposición con sus barajas o naipes son Roura, Durá y Comas, entre otros.

Ya en la segunda planta, la exposición se divide por temáticas: literatura, música, geografía, mitología, historia, heráldica, costumbrismo, las de trucos de magia y las de adivinación o tarot.

Tarots del Museo Fournier de Naipes

Tarot
Fuente: Wikimedia/Zarateman CC0 1.0

Entre las piezas de tarot más destacadas del Museo Fournier cabe mencionar el tarot de Marsella, el tarot minchiate florentino y el tarot de Visconti. El tarot de Marsella fue fabricado en Avignon en 1743 y sus diseños se han mantenido sin cambiar durante más de cinco siglos, mientras que el tarot minchiate florentino es una variante de 97 cartas del siglo XVIII.

El tarot milanés del grupo Visconti-Sforza es una de las joyas que se expone. Y es que, mientras en la mayoría de los casos los naipes se imprimen en papel, hay ocasiones en las que se utilizan otros materiales en su fabricación. Es el caso de este tarot italiano del siglo XV, que perteneció a la familia de los Visconti, y que fue confeccionado con pergamino y lámina de oro y pintado a mano. De las 78 cartas del tarot tradicional, solo se conserva media docena: la papisa, el emperador y cuatro numerales de oros y bastones.

Barajas orientales

Museo Fournier de Álava
Fuente: Wikimedia/Zarateman CC0 1.0

Entre las barajas orientales que es posible contemplar en el Museo Fournier sorprenden las ganjifas, unas barajas de la India con cartas circulares y decoradas a mano a todo color. La baraja india para tres jugadores Dashavatara, del siglo XVI, se compone de 120 cartas divididas en 10 palos, con una docena de cartas cada uno, compuesta por las figuras del rajá y el visir y 10 numerales. En estas series se ilustran las diferentes reencarnaciones del dios Vishnu, por lo que aparecen determinados animales y objetos, como peces, osos, leones, cabras, hachas o flores, entre otros.

Hay una baraja muy peculiar en Japón que sirve para jugar al Uta Karuta, o juego de las 100 poesías, que también puedes descubrir en el museo. Está compuesta por 200 cartas ilustradas que incluyen breves poemas del Hyakunin Isshu, una antología japonesa del siglo XIII.

Otro ejemplo de entre las barajas orientales es la baraja persa para jugar al As Nas, con sus 25 naipes de pequeñas dimensiones e ilustraciones de colores elaboradas a mano.

Barajas españolas

Museo Fournier
Fuente: Wikimedia/Zarateman CC0 1.0

Entre todas las barajas españolas del Museo Fournier, destaca una baraja sevillana del siglo XVII formada por 40 cartas rubricadas, con el reverso en blanco, pues hasta la segunda mitad de siglo la parte de atrás de las cartas no comenzó a imprimirse. Llama la atención el dos de espadas y el as de oros, en los que aparece la leyenda Con licencia del rey, ya que el monarca era quien autorizaba la fabricación y posterior distribución de los juegos de cartas, los cuales estaban sujetos a los pertinentes impuestos y leyes de la época.


Asimismo, merece la pena mencionar la baraja de Félix Solesio, del siglo XVIII. Y es que este italiano fue el encargado de regentar las Reales Fábricas de Naipes de Macharaviaya, en Málaga, y también de Madrid. De hecho, la producción de barajas malagueña estaba destinada al Nuevo Mundo.

Otras barajas españolas que destacan de entre los fondos son la baraja conmemorativa de la Constitución de Cádiz de 1812, formada por 48 cartas, y la baraja de finales del siglo XIX de Heraclio Fournier.

Información de interés

El Museo Fournier de Naipes se localiza en la calle Cuchillería, 54 (01001), en pleno casco histórico de Vitoria-Gasteiz, en Álava (País Vasco) y a una hora en automóvil de Bilbao. Abre sus puertas de martes a sábado entre las 10:00 y las 14:00 horas y las 16:00 y las 18:30 horas, así como los domingos y festivos de 11:00 a 14:00 horas. Cierra los lunes salvo los festivos, en cuyo caso el día de cierre es el martes.

En el centro también se organizan diversas actividades educativas, como talleres didácticos, visitas guiadas y programas para familias. Además, es posible visitar la biblioteca especializada del museo para la investigación y la documentación de los fondos en horario de 10:00 a 14:00 horas de martes a viernes.

En las instalaciones se ofrecen accesos y servicios para personas con discapacidad, así como sillas de ruedas gratuitas para la visita, cambiadores de bebés, guardarropa, área de descanso y audioguías gratis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here