Oporto es la segunda ciudad más extensa de Portugal solo por detrás de Lisboa, su capital. Con más de 200.000 habitantes, se consagra como uno de los rincones más nostálgicos del país. Viajar a Oporto es pasear por un sinfín de cuestas, perderte por estrechas y empinadas callejuelas repletas de encanto y maravillarte ante edificios decorados con un sinfín de coloridos azulejos.

La ciudad de los puentes cuenta con una famosa tradición de vinos, más si nos trasladamos a la ciudad vecina de Vila Nova de Gaia, donde se encuentran las bodegas más conocidas. El centro histórico es fácil de recorrer en tan solo un fin de semana. No obstante, se ha convertido en uno de los destinos favoritos por muchos viajeros que desean conocer otros lugares en poco tiempo.

Existen un sinfín de cosas que hacer y visitar en Oporto. Sin embargo, si quieres hacer un plan exhaustivo para un par de días, aquí tienes diez lugares imprescindibles que debes visitar si te acercas a la ciudad del río Duero.

11. La Ribeira, un barrio encantador

El encantador barrio de La Ribeira
El encantador barrio de La Ribeira

La Ribeira es el barrio situado, como su propio nombre indica, en la ribera del río Duero. Se extiende entre el famoso puente Don Luis I y el puente de Arrábida.

Este barrio es uno de los más famosos, concurridos y pintorescos de toda la ciudad. En una orilla, Oporto, con sus magníficos azulejos y su encanto sin igual En la otra, la ciudad de Vila Nova de Gaia, donde se encuentran situadas las bodegas más conocidas. Por la noche, es un espectáculo ver los carteles iluminados desde la orilla del río.

Desde aquí podrás disfrutar de agradables paseos con vistas a uno de los ríos más importantes de la geografía ibérica. Además, no cabe duda de que, al caer la noche, cobra aún más vida. Un lugar excelente para degustar un vino o tomar una copa mientras notas la suave brisa en la cara con unas vistas impresionantes. Se te quedará grabado en la retina.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here