El tren es uno de los medios de transporte más asequibles y usados, sobre todo por aquellos viajeros a los que les gusta contemplar, relajados al ritmo sincopado de su movimiento, los hermosos paisajes por los que circula.

Sin embargo, el trazado de algunas líneas ferroviarias convierten algunas rutas en un periplo peligroso al discurrir entre gigantescos acantilados, puentes endebles que se quedan pequeños ante una naturaleza poco amigable o enclaves inhóspitos que constituyen un desafío a las leyes de la gravedad. Hoy nos asomamos a los trayectos ferroviarios más peligrosos del mundo, solo aptos para las almas viajeras más osadas.

1Ferrocarril Central Andino (FCCA), Perú

Fuente: Wikipedia.

Esta línea cubre la ruta que conecta la ciudad de Callao, ubicada en la costa central del litoral peruano, con Huancayo, que ocupa el corazón de los Andes. Es una de las más apabullantes del mundo, por cuanto discurre a una altura de vértigo sobre el nivel del mar, concretamente a 4.835 metros.

Para alcanzar dicha altitud, necesariamente tiene que subir empinadísimas vías, que dan la sensación de que el tren va a darse la vuelta en cualquier instante, 69 túneles 58 puentes y vertiginosos trayectos en zigzag. Una vez arriba, en las montañas, la situación no es más alentadora, ya que hay poca protección frente a los vertiginosos acantilados. Así que un mínimo despiste del conductor puede conllevar un desenlace fatal.

5 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here