Esta temporada de esquí está siendo tan rara como lo ha sido el resto del año. Y es que la pandemia está truncando muchos planes. A los amantes del esquí les está resultando difícil llegar hasta la nieve para poder disfrutar de este deporte.

Sin embargo, hay algunos amantes de la nieve que están de suerte. Como los propios residentes andorranos. Ya que, en Andorra, las pistas de esquí están abiertas desde el 2 de enero. Así que, se puede esquiar en Andorra si eres residente y esto incluye a todos los que habitan, residen o tienen el domicilio en este país.

Andorra

En Grandvalira las condiciones de apertura de las pistas de esquí para la temporada 2020 – 2021 son las siguientes:


  • Hasta que la movilidad con los países vecinos se normalice, se aplicará un precio especial por persona y día de 20 euros. Esta tarifa no es acumulable con otros descuentos y/o promociones.
  • Para esquiar será necesario tener Forfait de Temporada Residente o hacer la reserva online del Forfait Plus + Residente, un proceso que requiere adjuntar documentación acreditativa de la residencia.
  • También se podrá comprar el forfait de día en las mismas taquillas de la estación.
  • La apertura de remontes y pistas se irá ampliando de manera progresiva con el paso de los días en función de la evolución de la movilidad.

Por parte de las pistas de esquí, las medidas de prevención y protocolo COVID que se están tomando, aseguran un perfecto desempeño de la actividad en total seguridad.

Algunas de las medidas tomadas pasan por:

  • Se practicarán test regularmente al personal de los dominios esquiables para garantizar la seguridad de la población y la tranquilidad de los turistas y visitantes.
  • No es obligatorio el uso de mascarillas durante la práctica de esquí, pero sí es recomendable. Es obligatorio en los lugares conflictivos con afluencia de personas.
  • Será obligatorio el uso de la mascarilla para todos los mayores de 6 años en espacios cerrados, edificios y zonas comunes como restaurantes, escuelas, tiendas y taquillas.
  • Se recomienda la compra y reserva online para evitar aglomeraciones y mantener la distancia social.
  • No será necesario limitar el aforo en los remontes mecánicos abiertos y ventilados.
  • La capacidad de los remontes cerrados dependerá de la normativa que dictamine el Gobierno de Andorra en cuanto al transporte público en cada momento.
  • Los telecabinas y edificios se tratarán con un sistema foto catalítico que elimina virus y bacterias de todas las superficies con un efecto de larga duración.
  • Se instaurarán medidas de distanciamiento social en los puntos más críticos. Aforo limitado y asegurando el distanciamiento de 1,5 metros entre personas.
  • Se reforzará el servicio de limpieza y desinfección de espacios comunes.
  • Se instalarán nuevos sistemas de filtraje del aire en los conductos de la calefacción.
  • Habrá dispensadores de gel hidroalcohólico.

Con todas estas medidas, en Andorra se puede esquiar con tranquilidad. Teniendo en cuenta que la responsabilidad individual es importante y que del propio esquiador depende hacer un buen uso del protocolo para disfrutar de la experiencia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here